¿Qué es la Delegación de Catequesis?

¿Qué es la Delegación de Catequesis?

[et_pb_section bb_built=»1″ admin_label=»section»][et_pb_row admin_label=»row»][et_pb_column type=»3_4″][et_pb_post_title admin_label=»Título de publicación» title=»on» meta=»on» author=»off» date=»off» categories=»off» comments=»off» featured_image=»on» featured_placement=»above» parallax_effect=»off» parallax_method=»on» text_orientation=»left» text_color=»dark» text_background=»off» text_bg_color=»rgba(255,255,255,0.9)» title_line_height=»2em» use_border_color=»off» border_color=»#ffffff» border_style=»solid» /][et_pb_text admin_label=»Texto» background_layout=»light» text_orientation=»left» use_border_color=»off» border_color=»#ffffff» border_style=»solid»]

Diócesis de Jaén

La Delegación de Catequesis del Obispado de Jaén es el instrumento que emplea el obispo, cabeza de la comunidad y maestro de la doctrina, para dirigir y orientar todas las actividades catequéticas de la diócesis (cf. DGC 265). Y así se continúa, en parte, el mandato esencial encomendado a la Iglesia: el anuncio del Evangelio.

Entre las tareas asignadas a la Delegación se encuentran las siguientes:

  1. Analizar y precisar las necesidades reales de la Diócesis de Jaén en el orden de la actividad catequética.
  2. Programar y proponer acciones concretas que estén relacionadas con la transmisión de la fe.
  3. Promover y formar a los catequistas.
  4. Ofrecer a las parroquias y catequistas los instrumentos necesarios para el trabajo catequético.
  5. Impulsar todo aquello que esté relacionado con la catequesis dentro de la diócesis: catecumenado bautismal, catequesis parroquial…

Al servicio de las parroquias, los catequistas y las familias, la Delegación quiere trabajar para enriquecer la vida cristiana de los niños, jóvenes y adultos de nuestra diócesis, haciendo propuestas concretas que permitan alcanzar una fe creída, celebrada, vivida y rezada.

En definitiva, se trata de hacer realidad aquello que decía el Papa a los catequistas con motivo del Jubileo celebrado en el año 2016:

En este Jubileo de los catequistas, se nos pide que no dejemos de poner por encima de todo el anuncio principal de la fe: el Señor ha resucitado. No hay un contenido más importante, nada es más sólido y actual. Cada aspecto de la fe es hermoso si permanece unido a este centro, si está permeado por el anuncio pascual. En cambio, si se le aísla, pierde sentido y fuerza. Estamos llamados a vivir y a anunciar la novedad del amor del Señor: «Jesús te ama de verdad, tal y como eres. Déjale entrar: a pesar de las decepciones y heridas de la vida, dale la posibilidad de amarte. No te defraudará»…” (SS. Francisco en el Jubileo de los catequistas. Roma, septiembre 2016)

 

[/et_pb_text][et_pb_gallery admin_label=»Galería» saved_tabs=»all» gallery_ids=»84,86,85,89,90,91,87,88,92,93,94,81,82,83″ fullwidth=»on» orientation=»landscape» show_title_and_caption=»on» show_pagination=»on» background_layout=»light» auto=»on» auto_speed=»2500″ hover_overlay_color=»rgba(255,255,255,0.9)» use_border_color=»off» border_color=»#ffffff» border_style=»solid» global_module=»95″ /][/et_pb_column][et_pb_column type=»1_4″][et_pb_sidebar admin_label=»Barra lateral» orientation=»left» area=»sidebar-1″ background_layout=»light» remove_border=»off» /][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]

Compartir: